Muchas personas tenemos coche, puede que tú también lo tengas. Vas a trabajar, te mueves de un lugar a otro, te pasas el día fuera y vuelves a casa a dormir, vas al hotel, haces vivac…

Ya sabes, arriba y abajo.

Pero hay otra manera, y aquí viene la magia:

¿Cómo hacer de una furgoneta de las más pequeñas, una casa para escaparte?

Muy fácil, solo hemos de pensar en lo imprescindible y ponerlo.

Y así lo hemos hecho:

  • Necesitas cocinar y guardar la comida para que no se estropee – pues ya lo tienes, un fuego de gas y una nevera de compresor para enfriar como la de casa.
  • Y, cuando te hayas hecho la comida, querrás una mesa para disfrutarla – pues venga, hecho. Estírala de debajo del mueble y ponle las sillas a los lados.
  • Necesitas lavar los platos que utilizas, limpiarte los dientes después de comer y asearte antes de meterte en la cama – pues hacemos una pica con grifo y depósito para aguas limpias y grises.
  • Necesitas dormir bajo cubierto – pues te ponemos una cama que en 3 rápidos movimientos puedes colocar encima de los asientos traseros. Sí, sí. Tan solo 3 movimientos
  • Seguro que quieres espacio para llevar material y tu ropa. – pues, abres los dos cajones que hemos incorporado y puedes guardar lo que quieras.
  • Y, si eres muy friolero, puede ser que necesites estar caliente en invierno – podemos mirar de ponerle una segunda batería para la calefacción estacionaria y se acabó pasar frío.

Del resto… bien, del resto tendrás que prescindir si quieres seguir teniendo un coche que quepa en todas partes:

En el parquing de tu casa o allí en la ciudad, que pase bajo la barrera del aparcamiento de la playa, que lleve a los niños al cole y a ti a trabajar, que …

Caddy Camper de Catvango. Si quieres conocer los detalles, visita nuestra página

0 comentarios

Deja un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.